36.º Escuadrón de Cazas

 GUÍA GALÁCTICA

36º ESCUADRÓN DE CAZAS

El 36º Escuadrón de Cazas es la primerísima unidad de Gladius en servicio activo del Imperio Unido de la Tierra. Probando el combate por vez primera combatiendo a los tevarin, el 36º ha participado en todos los conflictos humanos de importancia que han tenido lugar durante los últimos trescientos años.

La pérdida del Olympus

El orígen del 36º tuvo lugar en uno de los desastres militares más vergonzosos en la historia de la Tierra. En el año 2571, el portanaves de batalla UEES Olympus persiguió a una banda de piratas y rebeldes hasta su guardia oculta en el subdesarrollado sistema Nul. El complemento de cazas del portanaves superaba en gran medida las fuerzas enemigas, pero el almirante al cargo quería acabar con ellas personalmente. Dio la orden de que el Olympus efectuará una pasada que lo acercó demasiado al quinto planeta del sistema, Ashana. El Olympus quedó atrapado en el pozo gravitatorio del planeta, se estrelló contra la superficie del mundo y se perdió con tan solo un puñado de supervivientes.

Esos supervivientes incluían a la patrulla aérea de combate del portanaves: cuatro interceptores Stiletto, el predecesor inmediato del Gladius, que pertenecían al complemento defensivo del portanaves, junto con otros dos que habían logrado efectuar un despegue de emergencia mientras el portanaves se estrellaba. Aprovechando rápidamente el increíble cambio en las tornas, las fuerzas rebeldes acudieron para eliminar a las naves y botes salvavidas restantes. La batalla que sucedió a continuación fue espectacular: los seis cazas ligeros fueron capaces de contener a sus atacantes durante casi una hora, contabilizando la asombrosa cantidad de 37 derribos confirmados en combate especial, entre los que se contaba un destructor de bolsillo, a pesar de que sólo disponían de las armas de energía que les quedaban.

Los seis cazas de la UEEN fueron finalmente eliminados, como también lo fueron todos quienes habían logrado escapar de la colisión contra la superficie, pero la grabadora de la caja negra perteneciente a la subteniente Jasmine Tuttle acabó siendo recuperada por un pirata oportunista que la vendió a su familia en la Tierra. Viendo una oportunidad para tapar la vergonzosa y costosa pérdida del Olympus, el alto mando naval hizo que su maquinaria propagandística retransmitiera la grabación y convirtió en mártires a los pilotos de esos cazas. El resultado fue una serie de anuncios patrióticos acerca de cumplir tu deber para con el Imperio, un melodramático holovídeo patrocinado por el gobierno (“Los héroes de las estrellas”) en el que aparecía un reparto de actores de serie D en los papeles de pilotos de caza estereotípicos, y la creación del 36º Escuadrón de Cazas en honor a los pilotos que combatieron hasta el final en Nul.

Las guerras tevarin

El 36º Escuadrón de Cazas entró en activo oficialmente el 1 de enero de 2579, equipado con la primera tanda de producción de cazas Gladius. Rápido y maniobrable pero provisto de una carga de armamento limitada, el Gladius fue la primera elección de la UEEN para labores de intercepción. Antes de la creación de este escuadrón, las unidades de patrullas solían considerarse ciudadanos de segunda clase. Relegados a un segundo plano por las unidades “multipropósito” mejor equipadas, a estos escuadrones se les solían asignar reclutas y pilotos de la escuela de candidatos para oficial en vez de graduados de la academia y voluntarios. La primera misión del 36º fue cambiar esta norma, reuniendo a los mejores pilotos de interceptor veteranos que había disponibles para qu entrenaran a los elementos de patrulla de otros escuadrones.

Esta responsabilidad cambió dramáticamente con el inicio de la Segunda Guerra Tevarin en 2603. En cuestión de horas desde la declaración oficial de hostilidades, el escuadrón había recibido órdenes de acudir al frente. Cambiando rápidamente a un papel de combate activo, el 36º Escuadrón de Cazas acabó dispersado entre cuatro portanaves de escolta encargados de proporcionar cobertura a la fuerza de batalla principal de Messer. A pesar de los éxitos iniciales de los tevarin contra las naves capitales humanas, ninguna de las naves de guerra cuya protección había sido asignada a los cazas Gladius del 36º llegó a sufrir un solo ataque con torpedos durante los siete años que duró la guerra.

Contra los vanduul

Con semejante éxito en el combate en su historial, el escuadrón nunca volvió a reanudar su papel como unidad de entrenamiento. Desde el aumento de ataques vanduul, el 36º ha ido sido asignado de forma regular a diferentes destinos en la frontera. Fue un comandante de escuadrilla de Gladius del 36º, el capitán Jordan “Toothpick” Hamton, quien ideó por vez primera la doctrina de “atrae y asalta” con tres cazas para contrarrestar las mayores prestaciones del Scythe vanduul, y fue un piloto de reemplazo del 36º quien se fijó por vez primera en la pequeña irregularidad en el escáner de infrarrojos que permitió a los pilotos de la UEE detectar a los primeros Scythes escondidos dentro de campos de asteroides.

Aunque hoy en día los potentísimos Hornets pueden imponerse con facilidad a los escuadrones de Scythes, ese no era el caso en los primeros días del conflicto. Durante aproximadamente la primera década de incursiones vanduul, para lograr destruir o inutilizar un Scythe se requería una maniobrabilidad extrema y un alto grado de compenetración entre los pilotos de flanco. Lo primero era una especialidad del diseño del Gladius, y lo segundo era algo que estaba bien arraigado en los altamente entrenados hombres y mujeres del 36º. La acción (conocida) contra los vanduul más famosa del escuadrón tuvo lugar hace relativamente poco, el 3 de agosto de 2940. Una fuerza de doce cazas Gladius recibió la orden de proporcionar escolta a un transporte civil Hull C que estaba evacuando supervivientes de un reciente ataque vanduul. Durante el curso del trayecto de escolta previsto, el grupo topó por casualidad con la retaguardia en gran parte sin defensa de una convoy de suministros vanduul. Coordinando sus disparos a través del Hull C y actuando como una unidad cohesiva, la ligeramente armada fuerza de Gladius logró eliminar rápidamente nueva transportes clase Mule completamente cargas y su pequeño grupo de cazas de escolta. El incidente, que se produjo inmediatamente después de varias desastrosas incursiones vanduul, fue retransmitido machaconamente en los medios de comunicación.

El futuro

Las unidades del 36º Escuadrón de Cazas están actualmente en activo desplegadas a bordo del UEES Sebek.Hay poca información disponible acerca de cuáles son sus misiones actuales contra los vanduul, aunque la regularidad con la que los pilotos del 36º aparecen en las listas semanales de bajas indican que entran en batalla con frecuencia. El escuadrón ha jugado también un papel esencial en operaciones antipirateria, algunas de las cuales son mejor conocidas (una fotografía que suele aparecer con frecuencia muestra el morro de un Gladius en cuyo fuselaje hay pintado el emblema del 36º y dos docenas de siluetas de Drake Cutlass).

A pesar de la altamente publicitada campaña “Listos para la batalla” realizada por las fuerzas militares para revitalizar viejos diseños de naves espaciales, todos los entendidos se muestran unánimes en su convencimiento de que a este caza le queda menos de una década de servicio activo. La última “actualización” para el Gladius fue implementada hace ocho meses, mejorando los sistemas de armamento y las superficies de control, y no ha sido solicitada ninguna otra mejora adicional. Con el Gladius siendo asignado cada vez en mayor medida a los escuadrones de reserva, las unidades de guarnición y los escuadrones de defensa planetaria, la era de estos acrobáticos cazas ligeros sirviendo como la punta de la espada de la UEEN está llegando a su final.

Los rumores de más confianza sugieren que el 36º podría ser una de las primeras unidades de élite en adoptar el caza pesado F8A Lightning. Ésta es una perspectiva ante la que los pilotos del escuadrón no se muestran muy entusiasmados: tras haber pasado generaciones demostrando lo mucho que se puede conseguir con la simplicidad de un caza ligero, pocos de ellos están ansiosos por probar el conjunto de equipo militar más complejo de la historia humana.

Original.