Ayuda Galáctica

Hay quienes dicen que la belleza depende del ojo de quién mira. Pues bien, vivimos en una época en la que la gente quiere convencerte que la verdad funciona de forma parecida. Estoy aquí para rechazar esa subjetividad del Espectro. Para encender una luz que disperse la neblina de mentiras. Soy Parker Terrell y busco la verdad, toda la verdad y, lo más importante, La Pura Verdad.

Hay quienes dicen que te haces adulto cuando te das cuenta de que tus padres te mienten. Para mí, eso fue cuando me di cuenta de que las instituciones que yo creía que eran buenas y justas eran en realidad falibles e incluso corruptas. Fue un momento muy significativo, pero la verdadera prueba de carácter vino después.

¿Vais a aceptarlo? ¿Agacharéis la cabeza y seguiréis adelante, o trataréis de cambiar las cosas?

En el programa de hoy, me enorgullece tener la compañía de alguien que eligió esa última opción. Alguien que ha visto lo que hay tras el telón de mentiras y ha decidido hacer algo al respecto.

Janis Takats es un ex-periodista del Terra Gazette, una noticiera que siempre ha afirmado dedicarse a la búsqueda de la verdad por encima de todo lo demás. Pues bien, parece que esa búsqueda tiene sus límites. Hoy, Janis nos trae una historia en exclusiva que ni tan siquiera el Terra Gazette se atrevía a publicar. Te damos la bienvenida, Janis, y me alegra que decidieras hacer esto.

Janis Takats: Simplemente no me parecía bien mantener algo como esto en secreto.

Permíteme darle a nuestros oyentes un poco de contexto. Conozco a Janis desde mis primeros días, cuando estaba dando caña en el New United…

Janis Takats: El escándalo Cueto, creo.

Correcto. Pero tú has sido periodista de investigación en el Terra Gazette durante cincuenta años, ¿verdad?

Janis Takats: Vaya manera de hacerme sentir viejo, Parker.

Lo que quería decir es que tienes muchísima experiencia. Más en concreto, no eres de la clase que se dedica a perseguir una historia descabellada como hacen muchos de los novatos que están ahí fuera tratando de hacerse un nombre.

Janis Takats: Como estoy seguro que recordarás, un periodista recibe cada día docenas de soplos sobre posibles reportajes. La procedencia de estos soplos va desde fuentes de confianza a personas anónimas al azar. La experiencia te enseña cómo descartar los disparates.

Entonces, ¿por qué no nos cuentas tu historia?

Janis Takats: Tal como estoy seguro de que la mayoría de la gente ya sabe, la Organización de Ayuda Galáctica es célebre por suministrar órganos artificiales y cibernéticos a los ciudadanos y civiles que los necesitan. Es una organización de caridad muy respetada que, a decir de muchas personas, está haciendo un trabajo maravilloso. Así que, cuando recibí un soplo de que había algo turbio en la OAG, me mostré escéptico.

¿Y qué pasó cuando investigaste un poco?

Janis Takats: Empecé con una serie de documentos proporcionados por mi fuente que mostraban que un porcentaje de dispositivos valiosos y funcionales estaban siendo clasificados como “irreparables”. Oficialmente, estos dispositivos eran incinerados, pero en realidad eran enviados a un desguace donde eran reparados y se les inscribían nuevos códigos de serie antes de venderlos en el mercado negro.

¿Cómo puedes estar seguro de que la OAG sabía lo que este desguace estaba haciendo? ¿No es posible que creyeran que estos artículos se incineraban de verdad?

Janis Takats: Obtuve conversaciones desencriptadas entre varios ejecutivos de nivel medio de la OAG én las que decidían que estos artículos eran demasiado valiosos como para regalarlos, y empezaron a enviarlos a este centro de reciclaje en concreto. Tomaron muchas precauciones. La cantidad de artículos desviados no era lo suficientemente elevada como para despertar sospechas en una auditoria, pero lo bastante como para resultar extremadamente lucrativa.

Sólo para que nuestros oyentes lo sepan, te pasaste casi nueve meses investigando esta historia. Asegurándote de que la información de tu fuente era verídica. De manera que no te limitaste simplemente a hacer conclusiones precipitadas. ¿Qué es lo que pasó cuando entregaste este artículo al Terra Gazette?

Janis Takats: Dijeron que este reportaje bordeaba la calumnia y “ponía a la noticiera en una posición legal precaria”, y que precisaban de ciertas garantías antes de publicarlo. Querían que mi fuente se hiciera pública, lo cual no era una opción por culpa de las posibles represalias. Entonces los abogados de OAG dijeron que los documentos filtrados eran falsificaciones y amenazaron con demandarnos si se publicaban.

De manera que mis editores enterraron el reportaje. Ni tan siquiera estaban interesados en reformularlo en algo que funcionara. Seguí presionándoles para que hicieran algo hasta que, al final, me pusieron “de baja por tiempo indefinido”.

Fue entonces cuando me puse en contacto con otras noticieras para ver si estaban interesadas, pero ninguna quería tocar esta historia. Al final, un viejo amigo me contó los rumores que corrían acerca de que yo había tocado fondo. Que tenía una venganza personal o algo parecido contra la Organización de Ayuda Galáctica porque mi esposa murió hace unos años por culpa de un fallo cibernético, y que este reportaje era mi intento desesperado por arruinarlos. Eso es mentira. Todo lo que he intentado hacer es que el público conozca la verdad.

Esa es la razón por la que te he traído aquí. Una historia tan importante como ésta no se merece ser enterrada. Sólo porque la OAG hace cosas buenas no significa que esté impoluta.

Janis Takats: Yo mismo no habría podido decirlo mejor.

No sabes cuánto te agradezco que hayas venido. Es sólo gracias a campeones de la verdad comprometidos y valientes como tú que podremos conseguir que la gente se centre en hacer que nuestras instituciones nos beneficien a todos; y no sólo a los ricos y poderosos.

Tenemos que hacer una breve pausa y necesitamos que os replanteéis a donde queréis donar vuestros órganos artificiales. Cuando estemos de vuelta, os hablaré de un activista que ha estado investigando los gastos militares en New Corvo. Nos explicará cuánto de vuestro dinero está siendo desperdiciado. Eso, y mucho más, cuando La Pura Verdad esté de vuelta.

FIN DE LA TRANSMISIÓN

Original. Revisión por Frost.