2262: El Triángulo de Neso

El espacio se estaba convirtiendo en un lugar ajetreado. Naves de todo tipo, federales, comerciales, y privadas, estaban explorando los límites de nuestro sistema solar.

En agosto de 2262, la Goodman, una nave de carga Clase-IV (con ocho tripulantes), estaba haciendo un transporte rutinario de suministros a la Plataforma Orbital en Neptuno. Aproximadamente a tres horas de su destino final, un trozo de escombros inutilizó el grupo motor de estribor, desviando completamente la nave de su curso.

La Goodman estuvo a la deriva durante varias horas antes de que pudieran reparar la nave para que pudiese arrastrarse. Lo que sucedió a continuación fue investigado y examinado por las más grandes mentes del planeta. Lo que sigue es la última transmisión de la Goodman hablando con un operador en la más próxima Estación de Comunicaciones.


REPRODUCIENDO EL ARCHIVO

Piloto: Recibido. Ajustando el rumbo a 7-8.

Control: ¿Lo tenéis todo ya arreglado?

Piloto: Creo que si. Nos ha dado un buen susto, pero creo que estamos bien.

Ingeniero: No es bonito, pero estamos de nuevo en ruta.

Control: ¿Estáis bien? Si queréis puedo enviar un remolcador.

Piloto: No, tenemos los motores de nuevo en marcha. Gracias de todas formas…. ¿Eh? ¡Qué demonios es eso!..(pitidos de sensores)… ¡Eh, D! ¿Ves es…?…(estática)

SEÑAL PERDIDA


La investigación de su última posición conocida no reveló pecio alguno, nada. The Goodman simplemente se desvaneció.

En los siguientes meses, dos naves más desaparecieron en la mismo zona de forma similar. Más investigaciones fueron hechas pero no pudieron determinar qué sucedió.

Finalmente, la zona fue declarada zona restringida al vuelo.

Original.

Dejar una Respuesta

Su dirección de email no sera publicada. Los campos obligatorios están señalados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>