La UEE vinculada a Goldfinch

Por Bernadette Ziegler

Corresponsal en el Senado

PRIME, TERRA: Han pasado más de seis meses desde que el universo se enteró por vez primera del inadmisible ataque perpetrado contra la respetada compañía astronáutica Origin Jumpworks, en el que documentos de investigación y diseño por un valor de miles de millones de créditos fueron filtrados al público. Desde entonces, la Fiscalía, trabajando en colaboración con las autoridades locales, ha estado realizando una investigación exhaustiva para hallar a los respontables de este crimen despreciable. Hasta la fecha, esta investigación ha tenido como resultado una ausencia absoluta de cargos formales presentados. Muchos culparían a los agentes asignados a este caso por esta falta de progreso, o la atribuirían a la astucia de los criminales involucrados, pero hechos recientemente revelados apuntan a una verdad posiblemente más oscura y mucho más significativa: el propio gobierno podría estar detrás de este caso de espionaje corporativo.

Documentos proporcionados a la Terra Gazette por una fuente anónima y verificados por nuestro equipo de investigación han revelado una enmarañada trama que conduce hasta una sola fuente: la Oficina de Servicios Ejecutivos (OES) del Senado de la UEE, un departamento burocrático poco conocido cuya imagen pública ha sido siempre la de estar encargados de recopilar información sobre diversos temas de interés para miembros del Senado. Si un Senador, por ejemplo, desea informarse sobre la media de precipitaciones o sobre cuántas veces le han mencionado en esta temporada del programa ShowDown, recurre a la Oficina de Servicios Ejecutivos, quienes recopilarán y condensarán todos los datos en una forma fácilmente asimilable. Cabe señalar que la OES asegura que jamás llevan a cabo una investigación por si mismos, sino que su tarea está limitada a “recopilar, procesar y reorganizar toda la información ya existente”. Esa descripción, publicada en la partida presupuestaria de la UEE para el año 2788, momento en que este departamento fue establecido, ha permanecido inalterada desde entonces.

En 04-11-2944 TET, Rigs Bakas, un ex-empleado de FTL y tripulante de la Armada retirado, fue puesto bajo custodia temporalmente por la Fiscalía para ser interrogado respecto a la filtración Goldfinch. Tras ser puesto en libertad sin que se presentara ningún cargo, el señor Bakas fue hallado muerto tres semanas más tarde. Según la oficina del forense local, la causa oficial de su muerte fue un ahogamiento accidental. Los documentos proporcionados por nuestra fuente prueban que el señor Bakas no sólo tuvo acceso a los archivos Goldfinch mientras estaba trabajando en FTL, sino que además estaba recibiendo pagos regulares a través de una transferencia opaca efectuada desde una compañía llamada Terran Aquatics, pagos que eran ingresados en una cuenta bancaria situada en otro mundo. Hasta donde nuestras investigaciones han podido averiguar, esta tal Terran Aquatics solamente existía por dos motivos: enviar fondos al señor Bakas y recibir fondos de una tal Elanore Calgary. La señora Calgary era una administrativa jubilada que murió en 2923 y que, según lo que nuestras investigaciones han descubierto, hasta el día de hoy ha seguido recibiendo una pequeña fortuna en forma de un salario mensual proporcionado por la OES.

Todo esto nos lleva a formularnos la pregunta de por qué razón el señor Bakas no llegó a ser arrestado oficialmente. Por qué razón el señor Bakas estaba recibiendo de forma indirecta pagos efectuados por la OES. Si el trabajo de la OES es el de recopilar datos, ¿cuáles eran los datos que el señor Bakas estaba recopilando para ellos? ¿Fue la muerte del señor Bakas algo más que un accidente fortuito? Por desgracia, llegados a este punto, tenemos más preguntas que respuestas, pero sigue quedando el hecho indiscutible de que la OES tenía vínculos actuales con el sospechoso y eso ya es un motivo suficiente para causar preocupación.

Cuando tratamos de ponernos en contacto con la OES, declinaron hacer ningún comentario. Todavía no se ha podido hallar ninguna manera de contactar con Terran Aquatics.

La Terra Gazette no ha decidido publicar esta información por fines sensacionalistas, sino porque creemos que la única forma de poder obtener una respuesta a estas preguntas consiste en presentárselas al público. Tanto el Senado como la Fiscalía tienen la obligación de dar una respuesta sobre este asunto de inmediato.

Original.